Problemas de visión

Desde el punto de vista anatómico, el ojo es una esfera cubierta por una membrana exterior dura. La cubierta frontal es clara y curva. Esta parte curva es la córnea, que concentra la luz y a la vez protege el ojo.


Después de que la luz pasa por la córnea, llega a un espacio llamado la cámara anterior (que está llena de un líquido protector llamado humor acuoso), entra por la pupila (que es un agujero en el iris, la parte del ojo con color) y luego pasa por el lente que enfoca más la imagen. Finalmente, la luz pasa por otra cámara llena de líquido en el centro del ojo (el humor vítreo) y llega a la parte posterior del ojo, la retina.

La retina registra las imágenes que se enfocan en ella y las convierte en señales eléctricas, el nervio óptico las trasmite al cerebro, que las recibe y descifra.

Una parte de la retina se especializa en ver detalles. Esta parte pequeñísima para visión muy detallada se llama mácula. Los vasos sanguíneos en la retina y detrás de ella irrigan la mácula.

Glaucoma 

El glaucoma ocurre cuando aumenta la presión en el ojo. En la mayoría de los casos, la presión causa que el humor acuoso drene más lentamente, de manera que se acumula en la cámara anterior.

La presión aplasta los vasos sanguíneos que llevan sangre a la retina y el nervio óptico, generando poco a poco la pérdida de visión.

Las personas con diabetes son 40% más propensas a tener glaucoma que las personas sin diabetes. Cuanto más tiempo la persona haya tenido diabetes, más común el glaucoma.

El riesgo también aumenta con la edad. Existen diversos tratamientos, como medicamentos para reducir la presión en el ojo, mientras que otros requieren cirugía. Es importante consultar al profesional de la salud para que pueda hacer una evaluación en caso que se presenten algunas molestias. 

Cataratas

Una de las características principales es que el ojo se nubla, bloqueando la luz.

Muchas personas sin diabetes tienen cataratas, pero esta afección de los ojos es 60% más común entre las personas con diabetes. Además, las cataratas tienden a afectar a las personas con diabetes a menor edad y a avanzar más rápido.

En un caso leve de cataratas, es posible que deba ponerse lentes de sol con más frecuencia y usar lentes oftálmicos con antirreflejo.

Retinopatía 

Retinopatía diabética es una complicación de la diabetes en donde altos niveles de glucosa en sangre causan daño en los vasos sanguíneos de la retina.